Translate

domingo, 3 de noviembre de 2013

Concepto de Raza y Cultura de Lévi-Strauss



En el siguiente ensayo intentaré profundizar en el concepto de cultura que propone  Lévi-Strauss en su escrito Raza e Historia, donde se centra entre la diferencia entre raza y cultura para plantear una alegato antirracista basado en estudios científicos, analizando toda cultura dentro de la corriente del relativismo cultural, donde se analiza el mundo dentro de los parámetros  propios de cada cultura, es una oposición al etnocentrismo, donde se analiza  el mundo de acuerdo a los parámetros  de la cultura propia.
En una época donde se da un crecimiento de movimientos racistas espoleados por la situación de crisis económica en la que vivimos, es positivo retomar conceptos para poder evitar el surgimiento de movimientos racistas que basan su ideología en la supremacía de una raza por encima de otra.
Veremos también como algunas culturas se han aprovechado de un mayor armamento para progresar a costa de otras, y como el contacto de varias culturas termina con la modificación de ambas.
En este ensayo utilizaremos términos como Raza o Cultura, que interesa que queden claro su significado y como tienen varias acepciones podría dar pie a malentendidos, por lo que partiremos de sus respectivas definiciones:
Raza: Cada uno de los grupos en que se subdividen algunas especies biológicas y cuyos caracteres diferentes se perpetúan por herencia.
Cultura: -popular. Conjunto de manifestaciones en que se expresa la vida tradicional de un pueblo1.
Estos dos términos son utilizados muy alegremente de forma general, y si nos paramos en su definición podemos darnos cuenta que son muy diferentes, el concepto de raza es una condición puramente genética, el segundo está relacionado con la interacción de los grupos humanos independientes de la raza a la que pertenezca, como dice Lévi-Strauss “Cuando se intenta caracterizar las razas biológicas por propiedades psicológicas particulares, se aparta un tanto de la verdad científica ya se las defina de manera positiva como negativamente”2, pero es fácil vincular ambos términos, ya que originalmente el mundo se hallaba dividido racialmente dando condiciones físicas adaptativas diferentes a cada una de ellas dependiendo de la zona donde estuvieran ubicadas. Debido a diversos motivos; expansión, colonización, imperialismo… ha hecho que estos grupos humanos hayan ido mezclándose, asimilándose unos a otros, dividiéndose, etc, por lo que la humanidad va homogeneizándose racialmente debido al mestizaje, pero esto no puede darse en un periodo corto de tiempo, sino que su proceso es lento con avances y retrocesos.
Uno de los periodos de retroceso de la humanidad fue la primera mitad del s. XX donde la eugenesia (aplicación de las leyes biológicas de la herencia al perfeccionamiento de la especie humana) tomó mayor auge donde muchos de los estados la llevaron a cabo, países como Alemania, quizás el caso más conocido por el resultado del holocausto, o Estados Unidos, donde se esterilizaron a miles de personas para preservar la pureza racial. Parece que este oscuro tiempo ha pasado.
Si nos centramos en el concepto  “Cultura” tenemos evitar que su análisis parta de un etnocentrismo latente, ya que todo análisis se ve condicionado por nuestra base cultural que nos hará percibirla de una manera sesgada, ya que muchas veces vemos como un rasgo fuera de toda civilización cualquier representación cultural que se aleje de lo que tenemos asimilado por nuestra experiencia como civilizado, hay que utilizar la corriente relativista para evitar que esto suceda.
Podemos decir que existen tantas culturas como grupos humanos, podemos ver como en los pueblos que nos rodean, de los que nos separan escasos kilómetros, tienen tradiciones y manifestaciones culturales diferentes a las nuestras, también es cierto que hay manifestaciones culturales que se han extendido por diferentes territorios, ya sea por los fenómenos migratorios, el colonialismo…
Lo que podemos decir que cuando dos culturas han tomado contacto una ha sido influenciada por la otra y viceversa, lo que ha generado una evolución en ambas culturas, unas veces por asimilación de una por otra, otras veces por eliminación de una de ellas. El contacto de varías culturas ha dado como resultado el progreso del grupo humano que se ha visto implicado, ya que la relación entre varios grupos humanos hace que unos tomen de los otros soluciones a problemas que quizás no han encontrado por sí mismos, por lo que podemos encontrar en la colaboración entre culturas un proceso de progreso de la humanidad, podemos decir que los periodos de mayor avance en la humanidad han sido momentos en que la confluencia de varias culturas han influido para que se den cambios significativos, por ejemplo la influencia entre la cultura griega y la romana, el Renacimiento con la colaboración entre la cultura occidental, asiática y americana…
Podríamos pensar que dicha colaboración puede ser un motor de progreso, esto es muy discutible y podríamos poner como ejemplo la revolución neolítica, donde se dieron avances tecnológicos a nivel global, que mejoraron las condiciones de vida del hombre del neolítico, a partir de la época del colonialismo, entran en contacto las culturas autóctonas con las colonizadoras, cuyo resultado es la explotación de la cultura autóctona, que son sometidas por la fuerza de las armas, no porque la cultura colonizadora sea superior. La cultura colonizadora se aprovecha de los recursos, naturales, económicos y humanos de la cultura colonizada entrando en una dinámica en la que las culturas colonizadas van siendo absorbidas por la cultura colonizadora y va asumiendo rasgos culturales como propios o van creándose nuevas referencias culturales como puede ser el ejemplo de la santería1 , en su tercera acepción Sistema de cultos que tiene como elemento esencial la adoración de deidades surgidas del sincretismo entre creencias africanas y la religión católica ,o el aumento del cristianismo por todo el territorio colonizado.
Después de todo esto podemos llegar a la conclusión de que no puede considerarse a ninguna cultura superior a la otra podríamos encuadrarnos dentro del concepto de “Relativismo Cultural” toda cultura tiene que ser entendida dentro de sus propias características. El proceso de explotación llevado a cabo por los países europeos a lo largo de la época de la colonización no se debe a ser una cultura superior sino a tener una mayor tecnología armamentística, ya que todo el terreno colonizado lo fue por las armas.
Toda cultura cuando entra en contacto con otra ambas se ven modificadas dando como resultado en muchos casos la desaparición de una de ellas, la modificación de ambas, asimilación, o la desaparición de una de ellas. Como dijo Jommo Kennyatta, padre  y fundador de la nación de Keniana, “Cuando el hombre blanco vino, nosotros teníamos la tierra y ellos tenían la Biblia. Nos enseñaron a rezar con nuestros ojos cerrados y cuando los abrimos, ellos tenían la tierra y nosotros la Biblia”
El concepto de raza es distinto al de cultura, ya que el primero es un hecho genético y el segundo se refiere a la interacción de grupos humanos que se ven modificados cuando entra en contacto con otro grupo humano.


No hay comentarios:

Publicar un comentario